¡Cuidado! Conoce los alimentos que contienen sal oculta

Uno de los hábitos alimenticios que hoy en día más preocupa a médicos a nivel mundial y que se relaciona directamente con diversos problemas de salud, es el excesivo consumo de sal. Es un problema de salud pública que es considerado una de las principales causas de la hipertensión, la retención de líquidos, aumento de peso, problemas renales, enfermedades gástricas y diversas enfermedades cardiovasculares. 

Lo que resulta más agobiante es que en la mayoría de los casos las personas no se dan cuenta que consumen una alta cantidad de alimentos que se disfrazan de inocentes y en realidad están llenos de sodio. Es por ello que a continuación te presentamos la lista de los principales alimentos con sal oculta, controlar su consumo será un gran aliado para potenciar tu salud. 

1. Pan

El pan es uno de los alimentos más básicos en la dieta de diversas culturas, las variantes integrales se destacan por ser un complemento nutritivo, completo y una de las mejores fuentes de energía en la dieta. Sin embargo hay que vigilar bien el tipo de pan que consumimos, como principio base todo pan es elaborado con harina, agua, levadura y sal. Se estima que 100 gramos de pan contiene dos gramos de sal, es decir si comes lo equivalente a 4 rebanadas de pan ya habrás consumido el total de sal del día. Es por ello que al realizar la compra resulta indispensable que leas las etiquetas y vigiles el contenido en sal del pan que consumes y claro revisar que sea elaborado con grano entero; aunque lo mejor es preparar el pan en casa no sólo es una actividad terapéutica, te ayudará a cuidar a otro nivel tu alimentación y salud. 

Con este delicioso sandwich cena en menos de 10 minutos.
Pan./Foto: Shutterstock

2. Quesos

El consumo de lácteos bajos en grasa es importante en toda alimentación, ya que son productos que aportan una buena cantidad de proteínas y calcio necesario para huesos y dientes fuertes. Sin embargo son productos que de entrada se elaboran con leche, que de manera natural ya contiene sal y luego durante el proceso de fermentación, evaporación y desuerado se concentra aún más su contenido en sodio. Cuando esto no sucede es normal que en la industria suelan agregarle cloruro sódico, en general las variantes más preocupantes son los quesos muy concentrados como es el caso del manchego y todos los que se funden fácilmente. También muy al contrario de lo que se pueda pensar los quesos frescos tienen un buen contenido en sal, esto se debe a que se les agrega cloruro sódico para eliminar su excesivo sabor a leche. 

quesos
Quesos. /Foto: Shuttersrtock

3. Embutidos

Es muy sabido que los embutidos se caracterizan por su alto contenido en sodio, esto se debe principalmente a que pertenecen a la categoría de carnes procesadas. Son productos cárnicos que pasan por diferentes procesos de ahumado o curación en los cuales se les suelen agregar elementos que potencian su sabor y tiempo de vida, entre los principales enemigos se encuentra el sodio. Por supuesto existen productos de la familia de los embutidos en los cuales su contenido en sodio es mucho más evidente como es el caso de los salamis, tocino y los jamones españoles, sin embargo el jamón de pavo, cerdo o York, que usamos de manera muy cotidiana para elaborar emparedados también es un producto procesado con un alto contenido en sal y almidones. 

Embutidos. /Foto: Shutterstock

4. Productos enlatados

Toda la gama de alimentos enlatados ya sean vegetales, legumbres, pescados o las comidas precocinadas (como es el caso de salsas, aderezos o sopas), son considerados alimentos procesados a los que se les agrega una buena dosis de sal y otros conservadores para potenciar sus cualidades y alargar su tiempo de conservación. A pesar de que representan una económica y rápida alternativa para cocinar en casa, deberás de tener cuidado con las variantes que seleccionas lee bien las etiquetas y evita aquellos que contengan una larga lista de ingredientes, entre menos elementos contenga un producto será mejor para tu salud. A la vez cuando los vayas a utilizar es importante drenarlos o colarlos, ya que el líquido de conserva que contienen es un elemento que aporta mucho sodio. 

Comidas enlatadas. /Foto: Shutterstock

5. Productos en conserva

Los productos en conserva son una linda tradición y una de las mejores alternativas para aprovechar al máximo ciertos vegetales, alargar su conservación y evitar el desperdicio de alimentos. Sin embargo dependen por completo de la sal para su elaboración, ya que es el agente que hace que se conserven por mucho más tiempo sin deteriorar la calidad de los vegetales. Una buena opción es prepararlas de forma casera, agregando hierbas y especias que hagan más sencillo disminuir su aporte en sal. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *